Assassin’s Creed II (Impresiones)

ACIILogoAntecedentes

Dos años después de la aparición en el mercado de Assassin’s Creed, Ubisoft pone en nuestras manos la segunda parte de la historia: Assassin’s Creed II. En esta ocasión, el juego llega hasta nosotros más “tranquilamente”, sin ese excesivo “hype” de la primera entrega que la convirtió en su momento en uno de los juegos más esperados.

Esperados y controvertidos: porque una vez probado y jugado, Assassin’s Creed dividió a los jugadores entre aquellos que pensaban que era una obra maestra por la frescura e innovación de sus planteamientos, y los que opinaban sin embargo que la excesiva repetición en el argumento de las misiones y su malísima IA estropeaban definitivamente el producto.

¿Qué podemos esperar de Assassin’s Creed II? ¿Sólo más de lo mismo? ¿O realmente aporta novedades espectaculares?

Planteamiento

Para los que no gustéis de leer los artículos enteros, os puedo adelantar que sí, que obviamente el juego es claramente una secuela de la primera parte (de hecho, el comienzo del juego enlaza argumentalmente con el final de la primera parte). Sin embargo, se hace más dinámico y mucho menos “repetitivo” que el anterior.

A ello contribuye que el juego se puede considerar repartido en “4 juegos” diferentes.

Por un lado, la “historia principal”, que es completamente independiente de las “misiones secundarias”, y que si te dedicas exclusivamente a ella te harán disfrutar de una emocionante historia con un argumento intenso y perfectamente trazado. En total el juego se divide en 14 “secuencias de ADN”, complementadas por un prólogo, un intermedio y un epílogo, que garantizan adecuadamente la duración del mismo aunque sólo quisieras jugar dicha historia principal.

Por otro lado, las “misiones secundarias”, que se engloban en 4 categorías: “correo” (entregar uno o varios mensajes en el límite de tiempo), “palizas” (animar a maridos infieles a abandonar su comportamiento entregando el mensaje con los puños), “carreras” (a pie, a caballo, o combinando ambos, son realmente emocionantes) y “asesinato” (encargados por el mismísimo Lorenzo de Medici vía paloma mensajera).

Pero claro: estas “misiones secundarias” sí que son ciertamente repetitivas, puesto que los planteamientos son siempre similares dentro de la misma categoría: si la misión es de “correo”, el objetivo siempre es entregar uno o varios mensajes dentro del tiempo límite, etc ¡Lo bueno es que son completamente independientes de la historia principal, y que tú decides si quieres jugarlas, y/o cuándo jugarlas!

Un “tercer juego” serían los “coleccionables”. En Assassin’s Creed II tienes atalayas por escalar, cofres de tesoro, plumas, glifos… Añade además unas estatuillas escondidas en la Villa de tu familia, las armas y armaduras del juego, cuadros que puedes adquirir, y hasta unos “sellos” especiales relacionados con 6 asesinos famosos. Sin embargo, salvo las atalayas que “despejan” el mapa, ninguna de las colecciones es realmente necesaria para la historia, siendo imprescindibles, eso sí, para los logreros (330 tesoros, 100 plumas y 20 glifos, dan bastante de sí…)

Por último, y precisamente relacionado con esos “sellos” mencionados, el juego dispone de varios “lugares secretos” que pueden ser “tumbas de asesinos” o “refugios templarios”, ¡que son mapeados diseñados al más puro estilo plataformero de un auténtico Tomb Raider o Prince of Persia! Auténticos retos no sólo para tu habilidad y destreza, sino para tu capacidad de observación a fin de deducir cómo avanzar por el decorado. Hay 6 tumbas de asesinos, y el número de refugios templarios es variable, puesto que algunos se consiguen como DLC promocional, aunque se rumorea que Ubisoft acabará por liberar el contenido.

Un juego en conjunto ciertamente absorbente, y que puede dar muchas horas de diversión y entretenimiento aseguradas, sobre todo si vas combinando todas estas opciones en lugar de dedicarte obsesivamente a una sola de ellas. De todas formas, para los que ya habíamos jugado Assassin’s Creed, es obvio que al ser una secuela el juego ha perdido algo de la frescura y originalidad del primero: ya no nos emocionaremos tanto viendo los asombrosos movimientos de Ezio trepando fachadas, o sentiremos la sensación de “vértigo” que producía subirse a algunas de las atalayas y mirar alrededor (las vistas siguen siendo magníficas), o el subidón de adrenalina de acercarte sigilosamente a tu víctima para acabar con ella…

Argumento

Pero hablemos un poco de la “historia” del juego. Empiezas el planteamiento en el papel de Desmond Miles (sujeto 17), huyendo de Abstergo. Es decir: el comienzo del juego es justo el final del primero, así que puede pillar un poco desorientados a los que no hayan jugado el anterior. Sin embargo, los diálogo entre los personajes (Desmond, Lucy -que repite-, y el resto del equipo de “asesinos”) nos irán situando sin problemas dentro del argumento.

Y es que da un poco igual: a fin de cuentas, lo importante siguen siendo los “recuerdos” de Desmond, que a través del Animus 2.0 nos permitirán revivir en persona los recuerdos de su ancestro Ezio Auditore, y ahondar en la relación Desmond/Ezio/Altair. Porque sí: Altair hará alguna que otra aparición ocasional en la historia (a través de referencias indirectas y de alguna que otra “aparición estelar”), para dar solidez y coherencia al relato.

El resto de personajes, no pasan simplemente de ser “secundarios”. Apenas tienen carisma propio, y aunque podemos dialogar con ellos de vez en cuando, las opciones son realmente limitadas y siempre marcadas por su relación con Desmond/Ezio.

Aunque eso sí: casi todos los personajes, sobre todo los históricos, están basados en auténticos personajes reales que existieron. ¡Ahí tenemos sin ir más lejos al mismísimo Leonardo da Vinci, trabajando como Q para James Bond, preparando artilugios y vehículos de todo tipo para Ezio! (Sí: la famosa “máquina voladora” de Leonardo, ya la probaréis…)

La historia nos sitúa en la Italia del siglo XV, en pleno Renacimiento. De hecho, comenzaremos con el “nacimiento” del propio Ezio, al que podremos controlar incluso unos instantes como bebé. Luego nos situaremos en 1476 (con un Ezio adolescente de 17 años), aunque la historia se alargará varios años durante el transcurso del juego.

Sin desvelar el contenido de la trama, el argumento básico sería el siguiente: Ezio es hijo de un reputado noble de Florencia, que vive con sus padres y sus 3 hermanos. Un día, su familia es traicionada, y tras algunas muertes, Ezio acaba descubriendo que su padre fue un “Asesino”, y recibe su “herencia”. Acuciado por la necesidad de venganza, y empujado sin remisión por los acontecimientos, no tendrá más opción que mejorar sus innatas habilidades y acabará inmerso en una trama digna de la mejor novela.

Y claro: es que estamos en la Italia de los Medici y los Borgia, que aparecen cómo no implicados en todo esto. Una historia llena de conspiraciones y, en algunos momentos, hasta de guerra abierta entre familias. Una historia muy bien trazada, con un argumento sólido, y que engancha. Una historia donde siguen enfrentándose Templarios contra Asesinos…

Y eso que el juego empieza muy “flojito”. Nuestro primer contacto con Ezio serán una serie de misiones encomendadas por su padre, que son una especie de “tutorial”, para que nos familiarizemos con el manejo del personaje y su interacción con el entorno. Pero pasada la primera hora, ya inmersos en el auténtico argumento del juego, el ritmo mejora vertiginosamente, haciéndolo realmente adictivo, y dejándonos constantemente con ganas de saber lo que sigue.

La ambientación es impresionante. A lo largo de la historia nos moveremos por Florencia, la Toscana, la Romana, Venecia… La reconstrucción de los edificios emblemáticos y el diseño de las ciudades es excelente y fiel al original (más de uno que haya estado en Italia reconocerá perfectamente la topología de dichas ciudades, y dichos edificios, que siguen existiendo hoy en día). La Basílica de San Marcos, Santa María del Fiore, Santa María Novella… Y por supuesto, el Gran Canal de Venecia. Detalles como tildar a Venecia de “Serenísima” demuestran la existencia de un equipo preparado de asesores en la elaboración del producto.

Sistema de Juego

El juego es, como su antecesor, una mezcla entre acción y plataformas, con vista en tercera persona. El personaje puede moverse libremente en un entorno 3D de dimensiones espectaculares. Además, puede recorrer toda una ciudad de punta a punta sin ningún tipo de pantallas de carga.

Ezio puede andar, correr, trepar paredes, descolgarse… Y llegado el caso, luchar. Eso sin contar con que su oficio principal es “asesinar”.

La jugabilidad es muy sencilla, tanto en lo que se refiere a desplazarse por el entorno, correr, saltar y trepar edificios, como al combate. Como dice el propio juego, se ha asignado un “botón” a cada “parte del cuerpo” (cabeza, brazo armado, brazo libre y piernas), para hacer el manejo de Ezio fácil e intuitivo.

Sólo me quejaría de que alguna combinación de botones es similar para correr que para saltar, lo que en ocasiones puede hacer que el programa nos juegue una mala pasada, interpretando erróneamente nuestra intención, según la posición concreta del personaje.

Ezio empieza con prácticamente todos los movimientos importantes aprendidos desde el principio, siendo de relevancia que en cuanto a trepar ¡puede agarrarse a salientes para no caerse ya desde el primer momento!, y en cuanto a luchar, puede usar técnicas importantes como el “bloqueo” también desde el principio. Lo de poder agarrarse es imprescindible, puesto que en esta segunda parte, el diseño del juego es mucho más vertical: los edificios tienen sus tejados a muy diferentes alturas, haciendo imprescindible saltos y trepadas constantes por las fachadas.

De todas formas, el personaje podrá adquirir algunas habilidades más durante el juego, tanto en lo que se refiere a trepar (no aprenderá a “trepar saltando” hasta llegar a Venecia) como a luchar (arrojar arena a los ojos del adversario, manejo de armas de dos manos, etc.)

También sus habilidades de asesinato mejorarán, aunque más que por su entrenamiento (que lo habrá: asesinato escondido, asesinato colgando, asesinato desde el aire…), por los “gadgets” que le irá suministrando su amigo Leonardo: doble cuchilla para asesinatos dobles, cuchilla envenenada para mayor discreción, etc.

La sencillez del manejo se complementa con un practiquísimo menú radial que “pausa” la acción, y que nos permite cambiar rápidamente de arma, usar medicina para curarnos, equiparnos con una utilísima bomba de humo… En cualquier caso, también podemos usar la “cruceta” del mando como atajo a las opciones más utilizadas (puños, arma, cuchilla de asesino y medicina).

Tanto Desmond como Ezio disponen desde el comienzo del juego de la “vista de águila” (una especie de vista espiritual de “auras”) que adquirió el personaje en el primer juego, y que le permitirá una evaluación rápida del entorno, localizando enemigos y objetivos eficazmente.

Ah, se me olvidaba… De vez en cuando, las cinemáticas incorporan alguna “secuencia interactiva”, durante la que deberemos pulsar algún botón. En unos casos, nos dará tiempo para hacerlo; en otros, el resultado de la acción cambiará según nuestra rapidez de reflejos (como esquivar un jarrón en la cabeza), aunque sin resultados efectivos sobre la historia.

Novedades

Sobre todo, ¡el dinero! En esta versión de Assassin’s, el protagonista necesitará conseguir dinero para financiar un montón de gastos y actividades. Por ejemplo, necesitará dinero si quiere curarse (para pagar al médico), así como para equiparse: tanto armas como armaduras mejorarán con el transcurso del juego, pero habrá que pagarlas.

Al comienzo, tendrás que financiarte completando misiones o encontrando algunos cofres del tesoro, e incluso haciendo de ratero y robando a la gente. Luego, cuando tomes posesión de la Villa de tu familia, podrás ejercer de terrateniente, y si inviertes adecuadamente en la mejora de dicha Villa, recibirás unos beneficios sustanciales. A mitad de juego, si lo has hecho bien, el dinero te saldrá hasta por las orejas. Vamos, te será más difícil gastarlo que ganarlo. ¿Y en qué puedes gastarlo?

Como decíamos, hay tiendas en las que podrás abastecerte: En las herrerías encontrarás armas y armaduras, y podrás reparar tu armadura (¡sí: se desgasta y estropea con el uso y los combates!). En las sastrerías podrás cambiar el color de tu ropa y mejorar el tamaño de tus “bolsillos”, para poder llevar más equipamiento. En las boticas podrás curarte y comprar medicinas y venenos. Y en las tiendas de arte podrás comprar cuadros para aumentar el valor de tu Villa y mapas del tesoro con la ubicación de los cofres de cada ciudad.

También puedes usar el dinero como distracción, arrojándolo al suelo, antes de cometer alguna acción ilegal, o mientras huyes. Y por si fuera poco, necesitarás también el dinero si quieres contratar grupos de cortesanas, mercenarios o ladrones, que podrán ayudarte a generar distracciones e incluso, llegado el caso, a luchar con tus enemigos. En serio: si jugaste el primer Assassin’s, piénsatelo dos veces antes de ir «a saco» a por un objetivo, y usa las nuevas opciones de distracción que te ofrece el juego.

Además de estas nuevas técnicas de distracción, Ezio también puede esconder los cadáveres de sus enemigos para no despertar sospechas, ¡o moverlos de sitio y dejarlos a propósito a la vista como otra técnica de distracción!.

Se ha mejorado el repertorio de armas del protagonista, con una amplia variedad entre cuchillos, espadas, martillos y mazas, y alguna sorpresita de “larga distancia” que ya descubriréis. Se conservan los “cuchillos arrojadizos”, en todo caso. Y como novedad interesante, Ezio puede coger las armas de los enemigos caídos, que será la única forma en que pueda usar algún tipo de armas como lanzas o alabardas.

En cuanto al transporte, además de andar/correr Ezio puede nadar e incluso sumergirse unos segundos para que los enemigos lo pierdan de vista. Si es preciso, puede cabalgar a caballo o conducir una góndola. Y bueno, si su amigo Leonardo se lo pide, hasta volar… Relacionado con el transporte, dispones ahora de servicio de “carruaje” entre las diferentes ciudades, para viajar rápidamente de una a otra (pagando, claro está).

Pero una de las novedades más llamativas es sin duda el indicador de “notoriedad”. Ahora, Ezio no puede deambular por ahí tranquilamente haciendo lo que le venga en gana y quedando impune: cada vez que cometa algún tipo de acción socialmente reprobable (matar a alguien, sobre todo si le ven; robar; etc), su “notoriedad” aumentará. Si llega al máximo, pasará al estado de “conocido”, en el que los guardias se arrojarán sobre él simplemente si se acerca a ellos.

Para contrarrestarlo, Ezio deberá disminuir su notoriedad, bien arrancando carteles de “se busca”, sobornando heraldos o matando oficiales. Y más te vale que tu estado de notoriedad sea bajo si pretendes realizar un asesinato discreto…

Gráficos y Sonido

Si bien el motor gráfico es el mismo de su predecesor (no esperéis por tanto maravillas tecnológicas), se ha depurado y optimizado al máximo. El resultado es un “framerate” alto y sostenido en todo tipo de situaciones, y unas vistas panorámicas espectaculares, incluso con los cientos de elementos simultáneos en pantalla y las distancias kilométricas alcanzadas.

El tratamiento de Ezio es espectacular: texturas detalladas, proporciones más que correctas del personaje y sus accesorios, ¡movimientos de cine! Por el contrario, se han descuidado mucho los personajes secundarios. No hay más que comparar a Ezio con Desmond, para darse cuenta de ellos. Pero bueno, a fin de cuentas vas a manejar a Ezio el 90% del juego.

Las expresiones faciales son muy acertadas, y acompañadas de gestos del resto del cuerpo (nada más creíble que la expresión de Ezio “haciéndose el tonto” mientras habla con su madre). Pena que las texturas de las caras sean muy limitadas, así como el número de polígonos empleados para las mismas.

Hay algunos fallos menores perceptibles en pocas ocasiones: algún “clipping” ocasional (no era de esperar menos con escenarios de tal tamaño); aunque lo peor es el “popping” que te puede causar en alguna ocasión no la aparición de objetos lejanos, ¡sino la aparición brusca de un personaje! De hecho, los edificios no se ven afectados por este “popping”: al parecer, no afecta al escenario en sí mismo, sino a los objetos situados sobre él.

Sin embargo, todo queda atenuado y compensado por la maravillosa ambientación en la reconstrucción de los edificios. Son magníficas las escenas de “intro” en las que se ve cómo las ciudades son “recreadas digitalmente” ante nuestros ojos.

En Assassin’s Creed II existen el día y la noche. Pero no un cambio radical de luz a oscuridad, o una simple variación de luminosidad. Existen un sol y una luna que se desplazan por el firmamento… Además, todos los objetos proyectan sombra, ¡y se puede apreciar claramente cómo la sombra varía su posición a tiempo real, mientras miramos, según se mueve el sol! Lo cierto es que han conseguido un uso exquisito de la luz y las paletas de colores: nada como subirse a una atalaya y contemplar un atardecer, tenéis que probarlo.

Hubiera sido genial que además del día/noche hubieran añadido cambios climáticos. No se habrán atrevido por las limitaciones del motor, que no permite grandes efectos de partículas. De hecho, estos efectos son mejores que en el anterior, pero aun así siguen muy limitados

Para la música repite Jesper Kyd (igual os suena del Unreal Tournament). La partitura es realmente adecuada, y acompaña la acción en todo momento al más puro estilo cinematográfico, con momentos de relax durante la exploración y acordes heroicos en los momentos de clímax, como los combates o algunos asesinatos.

Todo ello acompañado por unos más que correctos efectos de sonido, pero nada más que correctos. Echo de menos el relinchar del caballo, o algún ruidillo tipo “murmullo” en las aglomeraciones de gente (se ve que éstos no viajan en metro…)

El “doblaje” ha mejorado mucho con respecto al juego anterior. Por lo que he leído informándome por ahí, podéis escuchar entre otras la voz del doblador español habitual de Bruce Willis, lo que indica que han recurrido a actores de doblaje de reconocido prestigio. En todo caso, se complementa con unos subtítulos excelentes, tanto en calidad gráfica como ortográfica.

Ezio

Conclusiones

Por lo que habéis leído, creo que os habrá quedado claro que desde luego, no se trata simplemente de “más de lo mismo”, sino que es una clara apuesta de Ubisoft por tratar de “innovar” y mantener vivo el producto (¿pensarán ya en un tercera parte?).

¿Lo consiguen? Sólo a medias… Cierto es que han resuelto en parte el problema de la “repetitividad” del primer AC convirtiendo las misiones secundarias en opcionales y tratándolas en paralelo con el desarrollo de la historia principal, pero el juego no aporta nada en cuanto a “planteamiento”. Es decir: entretiene, pero no sorprende.

Si a eso le añadimos que no han renovado el motor gráfico, y que la IA (aunque mejorada), es penosa en ocasiones (si te atacan, súbete a algún tejado, y disfruta matando a tus oponentes de uno en uno, o viendo cómo son ellos mismos los que se caen al intentar alcanzar tu posición), el juego pierde bastante.

Además, muchos de los añadidos son realmente “opcionales”. Si te pones en “plan tonto”, puedes obviar el utilizar cualquiera de las técnicas de distracción mencionadas, y de las armas mejoradas, y dedicarte a corretear por los tejados hasta alcanzar tus objetivos y terminar rápidamente con ellos.

Tuya es la decisión: jugar en plan “barato” yendo a lo seguro, o intentar sumergirte en el juego y sacar partido de tus nuevas armas y recursos. Pero duele que la gente de Ubisoft no haya sabido sacar más rendimiento de todas las novedades añadidas, y que tenga que ser el propio jugador el que lo haga.

Por contra, la solidez argumental de la historia y la fantástica ambientación facilitan el disfrute del juego, compensando ampliamente algunos de los defectos mencionados.

Sinceramente: Yo jugué el primer Assassin’s “hasta la saciedad” (sí, claro, me gustó mucho, pero se me hizo muy repetitivo, no voy a negarlo) y cuando probé esta segunda parte, no conseguir apagar la consola hasta 4 horas después de haberlo puesto en marcha. Me parece una “secuela” con suficientes novedades y cambios de planteamiento como para hacerla rentable, en términos de entretenimiento y diversión. Pero sin tildar al juego de “maravilloso” ni mucho menos.

Lo mejor:
– La ambientación escénica y argumental.
– La separación entre historia principal, misiones secundarias, colecciones y fases plataformeras.

Lo peor:
– La IA de los enemigos.
– No se han sabido aplicar adecuadamente las novedades como innovación en el sistema de juego.

Written by: Anghlar

9 Comentarios Added

Join Discussion
  1. Y como anadido, aunque no he querido incluirlo en el analisis. [b:262zg2o6]Ubisoft os ofrece la opcion de crearos una cuenta en "UPlay" ([url:262zg2o6]http://www.uplay.com[/url:262zg2o6]), y conseguir premios simplemente por jugar el juego[/b:262zg2o6]. Si ya teniais una cuenta en ubisoft.com, sera la misma…

    Basicamente, te dan puntos similares a los logros segun vayas avanzando en el juego (de hecho, se corresponden con 4 logros/trofeos), que puedes intercambiar on-line por determinados premios: un tema exclusivo, un mapa exclusivo, un fondo de escritorio para PC, un traje de Altair, o un bolsillo extra para cuchillos lanzables.

    La cuenta la podeis crear desde la propia consola, en el menu del juego.

  2. Yo solo espero que baje un pelin, que mi economia esta por los suelos… nunca debi volver a las miniaturas….. pero tienen una pinta genial, lo que no se es cuando jugarlo…. hay tantos..

    Por cierto ayer estube repartiendo amor en Mw2 y me tope con un grupo de espanoles muy amorosos…. esta claro que en este pais sabemos muy bien de que va estes juego… no me habian dado tanto por el kk desde CO3 y los Comandos alemanes…. <!– sEmbarassed –><img src="{SMILIES_PATH}/icon_redface.gif" alt="Embarassed» title=»Embarrassed» /><!– sEmbarassed –>

  3. La verdad es que el juego promete pero como no he jugado al anterior, creo que esperare.

    Desde hace unas semanas tengo el Assassins primero, en la lista de juegos pendientes y no voy a empezar el segundo sin haber terminado el primero.

    Peaso de impresion que te has marcado.

  4. Joooooo, que ganas me han entrado de jugaaaaaaar. La primera parte me encanto. Si, repetitivo, pero genial. Por cierto el articulo mola, te lo has currao!

    Solo una puntualizacion. Los graficos me parecieron mucho mas impresionantes en la primera parte, incluso he cogido un video en youtube ingame del primero y uno del segundo y me parecen mejores los del primero. Es cierto, o es solo una apreciacion mia?

    Y sobre el doblaje una cosa. La voz de Altair se la ponia el mismo que se la pone a Batman, si no recuerdo mal, lo han cambiado? Bueno, en realidad son diferentes tipos…

    Pues eso, que tengo muchas ganas de pillarmelo.

  5. Pingback: Artículo: Juego del Año, los Nominados 14/12/2009

    […] puedes perderte el excelente artículo de Anghlar sobre éste […]

  6. @MerryMerze: son imaginaciones tuyas. Aunque el motor grafico es el mismo, la segunda parte esta claramente "optimizada". La resolucion y textura de las imagenes es similar (con grandes mejoras para Ezio), y se han mejorado los efectos visuales (aunque no hay explosiones, hay algunos efectos de particulas, al nadar, al lanzar una bomba de humo, etc).

    Y no tardes: si te gusto el primero, disfrutaras mucho mas con el segundo !!!

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

fasebeta.net

faseßeta.net es lo que pasa cuando coges el cerebro de unos pocos jugones (bueno, la mitad que no usamos para jugar), lo mezclas con ganas de compartir con los demás, esfuerzo, dedicación, buen humor y una pizca de ron, y lo agitas todo en una coctelera.