Indie Games Xbox 360 (121) : LightFish, Miner Man

Vamos a por faena, que esta semana toca hablar de nada menos que de 21 juegos, aparecidos entre el 22 y el 28 de octubre. La calidad no es excepcional, pero ya estamos acostumbrados así que no dejemos que eso nos detenga.

Milie & Telly (80 MSP): Un shoot’em-up encima de una moto voladora luchando contra robots que tienes que matar cambiando el color de tus armas según el tipo de enemigo. Que no puedas disparar más de una bala a la vez lo vuelve todo tan lento (por ¿suerte? casi no salen enemigos) que hace que te desesperes cuando las esquivan. Ikaruga implementó tan bien esta mecánica, ¿porqué no podrían haberse intentado parecer un poco?
Lumberjack (80 MSP): Lleva a un leñador-cazador asesino matando inocentes ciervos y ardillas con hachas, escopetas o sierras eléctricas. La vista vertical es la típica, pero hace que los gráficos pierdan todo su interés (o sea, el gore no es muy explícito) Es demasiado sencillo para resultar entretenido, y menos con esos gráficos.
Avatar Planking (80 MSP): Es una de las aplicaciones más tontas que he visto en el bazar, pero tiene su gracia durante unos segundos. Son varias fotos en las que han colocado a tu avatar tumbado boca abajo en el lugar más inesperado (encima de un menhir, en la boca de un cocodrilo, deslizándose por una pirámide…) Y ya está, no hay más. Te hará gracia la primera vez que lo veas y luego te irás a ver un video de youtube.
Four Winds Fantasy (80 MSP): Te sangrarán los ojos al ver los gráficos hechos a mano sin ninguna intención de mantener un mínimo de calidad. Luego verás que no hay nada obvio que hacer: hablas con gente y no importa lo que te dicen, examinas objetos que no puedes coger, y en general vas andando por ahí sin la menor idea de lo que deberías hacer. Lo mejor de todo, que en la lista de juegos relacionados la búsqueda de Microsoft incluya a Call of Duty Black Ops y Halo 3.
UnBound (80 MSP): Consigue recoger todos los orbes de un mundo cubierto por montañas y mares, por los que puedes ir desplazándote (incluso saltando) sin ningún impedimento. Según los orbes que cojas irás mejorando tu agilidad para saltar más alto, o tu fuerza para resistir caídas mayores. Lástima que los niveles son muy grandes y no tienes un mapa para orientarte.
No Pain No Brain (80 MSP): Un beat’em-up reminiscente de los peores arcades de la era de 16 bits. Un movimiento horrendo que no responde cuando quieres, unos enemigos genéricos que no te atacan, y cuando lo hacen son imposibles de esquivar, y jefes imposibles de matar de lo malo que es el control y sobre todo la esquiva. Ni se te ocurra probarlo.
Endless Princess (80 MSP): Consigue la puntuación más alta derrotando enemigos en cadena, y saltando sobre obstáculos. Aparte de lo complicado de algunos controles (A+B para saltar recto hacia arriba, por ejemplo) y lo lento que se mueve hacia delante, lo que mata al juego para mi es el muro blanco que ponen justo delante tuyo y que no te deja adelantar más. Que es útil para hacer saltos sabiendo que te vas a detener justo ahí, pero molesta cuando ves que tienes que esperarte a que llega un enemigo delante tuyo, cuando en un juego normal avanzarías a su encuentro. Decepcionante.
LightFish (80 MSP): Un juego similar al antiguo Colour Clash, en el que tienes que rellenar un 75% de la pantalla de un color pintando sus bordes. Hay muchas variaciones sobre el tema, en esta solo puedes moverte por las líneas que creas, y obviamente te matan si alguien choca contigo en medio de tu recorrido. Bien hecho, y tan divertido como el primer día.
Castle Of Pixel Skulls (80 MSP): Un juego arcade consistente en evitar las trampas, dardos, monstruos, fuego y todo tipo de muertes horribles, y llegar hasta el final del nivel. Me ha molestado mucho que justo en cuanto comienzas tienes delante un charco de lava y tienes que esperar unos segundos a que cruce una plataforma móvil. Quedarte quieto esperando no es la mejor forma de comenzar un juego, pero lo harás muchas veces a lo largo de los niveles. El tiempo límite tan escaso no ayuda a que me interese el juego, pero al menos los checkpoints son generosos.
OTO (80 MSP): No siempre los mejores gráficos son indicación de un buen juego, y en este caso es así. Quizá porque esperaba algo más estilo plataformas, y me encontré con una «carrera» en la que tienes que propulsarte a ráfagas para irte moviendo y evitando peligros o recogiendo estrellas para cargar unos ataques que no usé nunca porque me agobié antes.
Avatar Tower (80 MSP): Similar a Doodle Jump y la interminable lista de juegos consistente en saltar para llegar lo más alto que puedas e intentar batir tu propio record, aquí las plataformas son prácticamente imposibles de fallar, el salto no es automático (tú decides cuando saltar) y puedes correr un poco para tomar carrerilla. Han cogido Doodle Jump y le han quitado lo que lo hacía adictivo.
Paddle Wars (80 MSP): Otro intento de simular Breakout. No cuesta mucho acostumbrarse a la velocidad de la bola, pero suele ser tan rápida y difícil de controlar que es imposible hacerle cambiar el ángulo de rebote. Estuve un par de minutos intentando destruir los últimos ladrillos del nivel sin conseguirlo. ¿Cómo se puede recomendar un juego con un fallo así?
Miner Man (240 MSP): Un juego de puzles bastante interesante, en el que tienes que recoger todas las gemas de un nivel, teniendo en cuenta que las rocas rodarán en la dirección que indique su sombra y solo pararán si encuentran una casilla ocupada (por ejemplo porque aún no has pasado por ella) Cuesta hacerse a la idea de hacia donde rodarán las rocas, pero una vez lo entiendes se vuelve bastante adictivo. No vas avanzando niveles sin más, puedes elegir en un mapa hacia donde moverte, aunque no creo que sirva de nada, después de todo tu misión es terminar todos los niveles.
Super Kablamo (80 MSP): Un arcade que intenta ser un shoot’em-up pero en pantallas estáticas (derrota cada oleada para moverte a la siguiente) y cada una es un estilo Space Invaders pero sin una formación tan rígida. El conjunto floral le hace perder muchos puntos, aunque el juego ya no daba mucho de si.
Sensory Overload (80 MSP): Que nombre más pretencioso para un juego con un movimiento demasiado sensible (y que funciona tan mal que seguro que no fue una decisión de diseño) que hace que esquivar los bordes del nivel sea difícil, sobre todo porque no se mueve a una velocidad constante, y lo sensible del control hace que salgas lanzado contra una pared cuando no era tu intención.
Die Pad Die (80 MSP): Averigua cuantas veces puedes pulsar el botón A en 10 segundos, y compite con 3 amigos más. Y si no tienes bastante con la demo, puedes comprarlo para jugar a pulsar 2 botones o competir en QTEs.
Desert Commando (80 MSP): Un intento de hacer un arcade de recreativa al estilo Commando, pero sin casi enemigos que matar y un diseño de niveles aburrido (sobre todo por que tendrás que ir y volver continuamente por zonas vacias) No costaba mucho fijarse un poco más en los juegos que intenta emular.
Prairie Dog Massacre (80 MSP): Daba la impresión de ser uno de esos sencillos y divertidos whack-a-moles, pero resulta algo más complicado… Los perritos salen de sus agujeros y vuelven a meterse en un segundo, y hay montones de agujeros. Cuando intentas disparar haces zoom primero, así que pierdes unas décimas de tiempo preciosas. Mejor nos olvidamos de su existencia.
4-tet Music Maker (80 MSP): Normalmente los editores de música del bazar son bastante sencillos: tienes una línea de tiempo, pones las notas que quieres pudiendo elegir instrumentos y vas modificando el resultado mientras suena en un bucle infinito. Aquí en cambio no hay forma de decidir cómo quedará tu composición, porque la única forma de añadir notas es al azar. Sí, habéis oido bien: no hay ninguna manera de decidir donde quieres ponerla, y por supuesto tampoco qué nota será. Supongo que así lo hacen «para todos los públicos».
Last Dragon Standing (80 MSP): A pesar de lo que intenten hacerte creer en las instrucciones, es un Pong entre cuatro jugadores, con tu dragón lanzando bolas de fuego (solo una, no acaparemos todo el protagonismo) y deteniendo las de tus enemigos para impedir que destruyan tu «reino» que tienes detrás. Hay magos, edificios que destruir, mejoras… y seguro que por debajo hay un juego más complejo. Pero yo me he quedado en la superficie, y eso es todo lo que he visto.
WARR (80 MSP): Un juego de Risk para 4 jugadores con una presentación muy simple y aún así confusa. No queda nada claro como se desarrollan los turnos, cuando te toca mover, pedir refuerzos… No es la mejor adaptación.

Comenta esta entrada en el foro

Written by: josemad

fasebeta.net

faseßeta.net es lo que pasa cuando coges el cerebro de unos pocos jugones (bueno, la mitad que no usamos para jugar), lo mezclas con ganas de compartir con los demás, esfuerzo, dedicación, buen humor y una pizca de ron, y lo agitas todo en una coctelera.